Viernes, 05 Marzo 2021 08:35

Bormujos pasa el ecuador de su programa de adaptación curricular con actividades del entorno cultural Destacado

Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)

Los estudiantes comenzarán este mes las prácticas en empresas, como paso final para evitar su abandono escolar

El alumnado participante este año en el Proyecto Individualizado de Adaptación Curricular (PIAC) continúa abordando nuevas habilidades, dentro del programa orientado a su desarrollo personal y profesional.

Este grupo de estudiantes de enseñanza secundaria, procedentes de los dos institutos de Bormujos, lleva a cabo actividades al margen de su enseñanza reglada, con objeto de encontrar una vía encaminada a su futuro laboral, y para evitar que abandonen los estudios.

Una de estas iniciativas complementarias es el trabajo en el Huerto en Red, con la Asociación Bormu-en Asociación de Amigos del Bonsai. El alcalde de Bormujos, Francisco Molina, y la delegada de Bienestar Social, Leonor Benítez, han visitado este espacio, en el que la educadora social y el coordinador del huerto van ofreciendo a los alumnos las pautas a seguir para adquirir conocimientos medioambientales y promover nuevas técnicas entre los adolescentes.

Bormujos ha sido uno de los dos municipios andaluces pionero en la implantación del PIAC, que alcanza ya su undécima edición, evitando el abandono escolar de estudiantes de secundaria y reconduciendo sus objetivos con nuevas salidas de formación profesional o laboral.

El objetivo es que los jóvenes continúen con su etapa formativa y se adapten a sus capacidades e intereses, para lo que se les ofrecen talleres enfocados en distintos aspectos de crecimiento personal y adquisición de habilidades que les ayude a definir sus predilecciones profesionales. Aprenden educación vial, adquieren conocimientos de hábitos saludables, prevención de adicciones, habilidades sociales o educación ambiental, para lo que se les permite su salida del centro escolar.

Prácticas en empresas de su interés

Posteriormente, realizan un período de prácticas en empresas de la zona, enfocadas a sus preferencias y ajustadas a su perfil, mediante el contacto directo del alumno con el aprendizaje de una profesión u oficio.

Aunque lo normal es que el desarrollo sea del curso completo, este año, como consecuencia de la pandemia, el PIAC, que lleva a cabo la Delegación de Bienestar Social, se ha programado de enero a junio. Durante el mes de marzo se espera que puedan ya comenzar el segundo ciclo e iniciar su primer contacto con las empresas para ir adquiriendo las destrezas profesionales, que les animen a continuar formándose.

Este año participan en el proyecto cinco alumnos, quienes han sido seleccionados por los equipos de orientación de los institutos y cuentan con el compromiso familiar para apoyar estos objetivos, que son guiados por una educadora social.

Visto 232 veces